Aprendiendo Sobre Metas y Rangos Glucémicos

4/30/19
WRITTEN BY: Mariana Gómez
FacebookTwitter
 

 

Vivir con diabetes, de cualquiera de sus tipos, requiere que realicemos una serie de actividades y tareas para nuestro manejo. Un recurso conocido,  son los famosos 7 comportamientos saludables de la Asociación Americana de Educadores en Diabetes. Entre estos comportamientos se encuentra el manejo glucémico del que te hablaremos en esta nota. Como te hemos explicado en nuestros recursos el manejo adecuado de la diabetes Tipo 2 se basa también el ABC de la diabetes donde A es el valor de hemoglobina glucosilada, B nuestra presión sanguínea bajo control y C los niveles de colesterol adecuados. Las diferentes tareas y acciones de nuestro autocuidado tendrán como objetivo que nuestros niveles de glucosa en sangre estén en rangos que hayamos establecido como “adecuados” junto con nuestro equipo de profesionales al cuidado de la salud. Diferentes estudios y publicaciones nos indican que de esta tarea, y de otras variables, dependerá la aparición de complicaciones. Para retrasar su aparición será vital que trabajemos en mantener cifras adecuadas de glucosa en sangre.

La evidencia

Se han publicado resultados de diferentes pruebas clínicas importantes que resaltan la importancia del manejo de nuestros niveles de glucosa en sangre entre ellos Accord ( Action to Control Cardiovascular Risk in Diabetes), Action in Diabetes and Vascular Disease: Preterax and Diamicron MR Controlled Evaluation [ADVANCE], y Veterans Affairs Diabetes Trial [VADT]).Todos estas publicaciones indican  la relación que existe entre niveles más bajos de Hemoglobina Glucosilada con la aparición y progreso de complicaciones microvasculares.

Aunque cada persona tiene requerimientos distintos y hoy en día sabemos que los objetivos glucémicos pueden también ser personalizados, existen diferentes guías y lineamientos que nos ayudan a establecer nuestras propias metas entre ellas, aquellas publicadas por la Asociación Americana de Diabetes y la Asociación Americana de Endocrinólogos Clínicos.

Asociación Americana de Diabetes

Antes de los alimentos (Pre-prandial) Después de los alimentos (post-prandial) Hemoglobina Glucosilada
80–130 mg/dl Menor a 180 mg/dl Menor a 7%

 

AACE

Antes de los alimentos (Pre-prandial) Después de los alimentos (post-prandial) Hemoglobina Glucosilada
Menor a 110 mg/dl Menor a 140 mg/dl Menor a 6.5%

 

Federación Internacional de Diabetes

Antes de los alimentos (Pre-prandial) Después de los alimentos (post-prandial) Hemoglobina Glucosilada
Menor a 115 mg/dl Menor a 160 mg/dl Menor a 7%

 

¿Por dónde empezamos?

Primero, es importante que trabajes un plan junto con tu médico o educador en diabetes. Elijan los objetivos más adecuados en tu caso y mide tu glucosa para llevar un registro de tus niveles, analizar las causas de su elevación o disminución y trabajar junto con tu equipo para mejorar las cifras.

Este es un proceso de aprendizaje así que no te desesperes. Lo importante no es solo llevar un registro detallado sino aprender a identificar áreas de oportunidad para mejorar niveles en caso de que lo necesites.


TAGS:

Mariana Gómez

Mariana fue diagnosticada con diabetes tipo 1 en el verano de 1985. Ella es psicóloga y educadora en diabetes. En 2008, Mariana comenzó un blog donde comparte su experiencia de vida con otros. Ella es una vocero por la diabetes tipo 1 en América Latina. Mariana trabajó con la Federación Mexicana de Diabetes hasta 2012. Ella es mamá de un adolescente. Vive en la Ciudad de México y ama los unicornios.