Comer Rápido: Consecuencias en Nuestra Salud


 

De acuerdo a un estudio presentado por la doctora Saeko Imai del departamento de comida y nutrición de la Universidad de Kioto en Japón en el marco del congreso de la Asociación Americana de Estudios para la Diabetes (EASD 2020)  comer rápido tiene un impacto significativo en la glucosa postprandial (después de comer).

Consecuencias de comer rápido

En el pasado, ha sido demostrado en diferentes estudios epidemiológicos que comer rápido conlleva a la ganancia de peso, incrementa el riesgo de desarrollar diabetes Tipo 2, puede desarrollar obesidad y aumenta el riesgo de síndrome metabólico. Sin embargo, muchos de estos reportes fueron analizados utilizando cuestionarios autodirigidos que pudieron carecer de objetividad dejando como incógnita el impacto de la velocidad en la que se come sobre la respuesta glucémica. Es así que la Dra. Saeko Imai decidió investigar el efecto de la velocidad de la ingesta de los alimentos con los niveles de glucosa en sangre utilizando la Medición Continua de Glucosa en mujeres jóvenes y saludables (refiriéndose como saludables a mujeres sin condiciones de salud preexistentes o reportadas).

Grupos y Velocidades

Durante el estudio se trabajó con grupos controlados donde la ingesta se realizó en diferentes velocidades

el primer grupo debía ingerir el alimento en un plazo de 10 minutos
el segundo debía ingerir el alimento en un plazo de 20 minutos
En ambos grupos, se ingirieron los alimentos en un orden específico:  verduras, seguido por el plato principal terminando con arroz o pan. En ambos grupos la proporción de nutrientes fue la misma 15% proteína, 21% grasa y 64% de carbohidratos durante los días 4 y 5 de uso del monitor continuo de glucosa.

Los participantes consumieron los alimentos en los mismos horarios: desayuno a las 7:00 horas, comida a las 12:00 horas y cena a las 18:00 horas. Los patrones glucémicos de ambos grupos fueron comparados entre los dos días (cuarto y quinto) consumiendo la misma comida en diferentes velocidades.

Resultados observables

El estudio mostró que comer rápido está asociado con variaciones glucémicas postprandiales más elevadas. Sin duda, se requiere poner este tipo de observaciones en práctica en situaciones reales para una mejor comprensión de la influencia negativa de comer rápido en la respuesta glucémica para sostener el cambio de hábitos, en particular para sugerir se consuman los alimentos de forma más lenta en individuos saludables.

Es importante recordar que la hiperglucemia postprandial (después de comer) está relacionada con un riesgo elevado para desarrollar diabetes Tipo 2 y enfermedad cardiovascular por lo que disminuir las concentraciones de glucosa postrandial puede reducir el riesgo de desarrollo de glucosa alterada en ayuno,  prediabetes, diabetes tipo 2 y enfermedades cardiovasculares en la población en general.

Además, varios estudios han reportado que comer rápido está asociado con un incremento en el peso corporal y comer de más, presión arterial elevada y concentración de glucosa en sangre elevada así como incremento en la resistencia a la insulina y tolerancia a la glucosa disminuida.

Saciedad y comportamientos

Comer de forma lenta puede tener influencia en las hormonas de saciedad las cuales controlan el apetito y tienen efecto en el alimento consumido. Esto sugiere que los comportamientos de alimentación  modificables pueden regular la respuesta hormonal a la comida.

El comer de forma lenta es una ventaja potencial en la salud publica ya que la modificación de la velocidad en el comer puede tener un beneficio en términos además de costo promoviendo el control del peso corporal y el manejo glucémico.

Este estudio fue el primer estudio que investigó la asociación de la velocidad en la que se come con parámetros glucémicos usando monitoreo continuo de glucosa.

Aún faltan estudios sobre los efectos a largo plazo en personas con o sin diabetes pero lo reflejado aquí suena muy prometedor.

 

ESCRITO POR Eugenia Araiza, Educadora en Diabetes, Nutróloga, PUBLICADO 09/29/20, UPDATED 09/29/20

Eugenia es Licenciada en Nutrición especializada en Diabetes y Educadora en Diabetes. Ella fue diagnosticada con diabetes Tipo 1 hace 25 años, es creadora de Healthy Diabetes. Disfruta mucho estudiar y ayudar a otros en el manejo de sus diferentes tipos de diabetes. Ama el estudio, el manejo de la diabetes Tipo 1 y la nutrición. Disfruta escribir especialmente sobre el impacto de la diabetes en su vida. Vive rodeada de amor en una familia compuesta por Luis Felipe, quien vive con diabetes tipo LADA y su hijo adolescente Índigo.