¿Qué es diabetes Tipo LADA?

 

Nota del editor: Este artículo forma parte de nuestros recursos en la sección otros tipos de diabetes


¿QUÉ ES LADA? (DIABETES AUTOINMUNE LATENTE EN ADULTOS)

La Diabetes Autoinmune Latente en Adultos (LADA, por sus siglas en inglés) es un tipo de diabetes que a menudo se diagnostica erróneamente como diabetes tipo 2. También conocida como “tipo 1.5”, en realidad es una forma de diabetes tipo 1 que se desarrolla muy gradualmente.

Echemos un vistazo más de cerca a este tipo de diabetes menos conocido.

Lee historias personales sobre LADA aquí:

¿QUÉ ES LADA?

Como una forma de diabetes tipo 1, LADA es el resultado de que tu sistema inmunológico ataque las células beta en tu páncreas que producen insulina. La única diferencia es que este ataque es más lento, lo que significa que tu producción de insulina disminuye a un ritmo más lento en comparación con la diabetes tipo 1, pero mucho más rápido en comparación con la diabetes tipo 2.

LADA se desarrolla más comúnmente en personas mayores de 30 años, razón por la cual a menudo se diagnostica erróneamente, porque muchos proveedores de atención médica aún creen que la diabetes tipo 1 solo se desarrolla durante la infancia.

Por otro lado, cuando se diagnostica erróneamente como diabetes tipo 2, eventualmente puede hacer que te sientas frustrado durante años mientras tomas medicamentos que no son insulina. (Aunque la investigación ha encontrado que ciertos medicamentos para la diabetes pueden ayudar a preservar la producción de insulina en personas con LADA).

Los medicamentos y los cambios en el estilo de vida que usados para tratar la diabetes tipo 2 pueden ser efectivos durante algunos años para manejar la diabetes LADA, ya sea que se haya diagnosticado correctamente o no. Pero a medida que tu producción de insulina disminuye, estas opciones de tratamiento no funcionarán, dejándote con niveles de glucosa (azúcar) en sangre constantemente elevados.

En este punto, la insulina se vuelve tan importante para tu salud y manejo diario como lo es para una persona con diabetes tipo 1 tradicional.

Luchar por el diagnóstico correcto puede ser frustrante, aterrador y agotador a medida que batallas con niveles más altos de glucosa (azúcar) en sangre.

Como persona con diabetes LADA que no ha sido correctamente diagnosticada, puedes sentirte abrumado por sentimientos de fracaso, porque estás haciendo todo lo posible para manejar sus niveles de glucosa (azúcar) en sangre, pero nada parece funcionar.

SIGNOS Y SÍNTOMAS DE LADA

Los signos y síntomas de LADA incluyen síntomas similares a los de diabetes tipo 1 y tipo 2. Si bien LADA es una forma de diabetes tipo 1, los primeros síntomas son diferentes:

  • Confusión, dificultad para concentrarse
  • Piel seca y con comezón
  • Cansancio y letargo, a menudo después de comer
  • Sensación constante de hambre, incluso después de comer

Cuanto más aumentan los niveles de glucosa (azúcar) en sangre mientras disminuye la producción de insulina, más desarrollarás los síntomas clásicos de diabetes tipo 1:

  • Sentirte constantemente sediento
  • Necesidad de orinar con frecuencia
  • Cambios en tu visión
  • Hormigueo en tus manos, pies, piernas
  • Sentirte cansado y agotado
  • Pérdida de peso inesperada
  • Candidiasis recurrentes (mujeres)

TENER UN DIAGNÓSTICO DE LADA ADECUADO

No te sorprendas si necesitas presionar mucho a tu equipo de atención médica para obtener más pruebas y un diagnóstico adecuado. Muchas personas con LADA informan que tienen que cambiar por completo a su equipo de atención médica existente para obtener un diagnóstico adecuado de un nuevo proveedor.

Con las pruebas adecuadas y el equipo de atención médica adecuado, obtener un diagnóstico de LADA no es realmente tan difícil.

La investigación ha determinado varios factores que son claros para hacer un diagnóstico de LADA:

  • El paciente tiene más de 30 años.
  • El paciente da positivo al menos a uno de los cuatro tipos de autoanticuerpos relacionados con la diabetes.
  • El paciente no necesita insulina durante al menos seis meses después de su diagnóstico inicial -suponiendo que se le diagnostique correctamente dentro del primer año de tener niveles elevados de glucosa (azúcar) en sangre-.
  • La posible presencia de otras enfermedades autoinmunes, como la enfermedad de Graves, la celiaquía o la enfermedad de Hashimoto.

Otros factores que pueden ayudar a determinar un diagnóstico de LADA pero que no descartan el potencial diagnóstico de diabetes tipo 2 incluyen:

  • El paciente no tiene sobrepeso ni es obeso.
  • El paciente no tiene condiciones de síndrome metabólico que incluyen presión arterial alta y colesterol alto.
  • El paciente no tiene antecedentes familiares de diabetes tipo 2. (Aunque, ten cuidado, los miembros de tu familia con tipo 2 podrían ser LADA y nunca ser diagnosticados correctamente).

TIPOS DE PRUEBAS PARA DIAGNOSTICAR LADA

Hay una variedad de análisis de sangre que pueden descartar la diabetes tipo 2 y confirmar un diagnóstico de LADA. Pero las dos pruebas que ofrecen el diagnóstico más claro e inmediato de LADA son:

  • Ácido glutámico descarboxilasa (GAD, por sus siglas en inglés)
  • Anticuerpos de células de los islotes (ICA, por sus siglas en inglés)

Las pruebas de GAD e ICA buscan autoanticuerpos, que son el resultado del ataque de tu sistema inmunológico a las células del páncreas que producen insulina. Una persona con diabetes tipo 2 no daría positivo para estos autoanticuerpos. (También puedes solicitar un kit casero de prueba de autoanticuerpos del JDRF por $55 USD).

Si bien las pruebas de autoanticuerpos deberían ser adecuadas para un diagnóstico de LADA, otras pruebas pueden incluir:

  • Prueba de hemoglobina A1c (HbA1c)
  • Prueba de glucosa en plasma en ayunas (GPA)
  • Prueba de tolerancia a la glucosa oral (PTGO)
  • Prueba aleatoria de glucosa en plasma (también llamada prueba aleatoria)
  • Prueba de cetonas (realizada a través de sangre u orina)

Si bien esta lista puede parecer abrumadora, las dos primeras pruebas deberían llevar a tu equipo de atención médica a un diagnóstico claro muy rápidamente.

TRATAMIENTO PARA LADA

A medida que disminuye tu producción de insulina, eventualmente manejaras tu LADA de la misma manera que una persona maneja la diabetes tipo 1 tradicional: con terapia de insulina diaria, monitoreo de glucosa (azúcar) en sangre y conteo de carbohidratos.

Esto también incluye manejar y prevenir las complicaciones de la diabetes tipo 1, que a menudo (pero no siempre) son el resultado de niveles de glucosa (azúcar) en sangre crónicamente elevados.

Investigaciones han encontrado que la mayoría de los pacientes con LADA necesitarán diariamente insulina a través de inyecciones o una bomba dentro de los 6 años posteriores al diagnóstico (incluyendo la fecha de un diagnóstico incorrecto de diabetes tipo 2). Dentro de unos 12 años, la mayoría de los pacientes con LADA producirán tan poca insulina como una persona con diabetes tipo 1 tradicional.

Nuevamente, esto significa que el manejo diario de LADA se vuelve idéntico al manejo de la diabetes tipo 1, ya que tu cuerpo depende de la presencia de insulina las 24 horas del día, los 7 días de la semana para sobrevivir y mantener niveles saludables de glucosa (azúcar) en sangre.

CONCLUSIÓN…

¡Es abrumador! En cierto modo, un diagnóstico de LADA es aún más frustrante y abrumador que un diagnóstico tradicional de diabetes tipo 1 porque es posible que hayas tenido que luchar para obtener el diagnóstico correcto y luego ver cómo tu producción de insulina disminuye en el transcurso de aproximadamente 12 años.

Pero las mismas herramientas, conocimientos y recursos que ayudan a las personas a manejar y mejorar con diabetes tipo 1 también pueden ayudarte a ti como persona con LADA.