¿Qué es neuropatía?

1/2/19
FacebookTwitter
 

La neuropatía se refiere al daño de los nervios periféricos dentro del sistema nervioso central, que conecta el cerebro y la médula espinal con el resto del cuerpo. Estos nervios controlan funciones necesarias como el movimiento, la sensación y las habilidades motoras. Las condiciones médicas como la diabetes pueden causar daño a los nervios, lo que da como resultado implicaciones permanentes para el cuerpo.

Los síntomas de la neuropatía son algo variados y pueden incluir, entre otros, los siguientes:

  • entumecimiento temporal o permanente
  • dolor
  • debilidad muscular
  • hormigueo o picazón
  • falta de sensibilidad en las extremidades
  • sensaciones de ardor
  • parálisis

 Los órganos y las glándulas también pueden funcionar mal, y los que experimentan neuropatía también pueden ver una restricción en la capacidad para orinar y funcionar sexualmente. La neuropatía generalmente afecta las manos y los pies, pero puede extenderse a otras partes del cuerpo, especialmente cuando la afección empeora.

El daño a los nervios es especialmente grave porque puede restringir completamente la sensación en las extremidades, perjudicar el movimiento de los músculos y causar mucho dolor. La diabetes es una de las principales causas de polineuropatía o neuropatía que se caracteriza por varios nervios que funcionan mal a la vez. La neuropatía y la polineuropatía generalmente son el resultado de niveles de azúcar mal controlados, por lo que el monitoreo de la glucosa es absolutamente crucial para ayudar a evitar la neuropatía. A diferencia de otras complicaciones diabéticas, la neuropatía no está restringida principalmente a la diabetes. El alcoholismo, las deficiencias de vitaminas, los medicamentos, los trastornos autoinmunes, las infecciones y otras enfermedades también pueden provocar una neuropatía.

Además de controlar el azúcar en la sangre con frecuencia y mantener niveles adecuados de glucosa, la neuropatía también se puede evitar instituyendo una dieta saludable, desarrollando un régimen de ejercicio, evitando el consumo excesivo de alcohol y siendo estrictos con el control y educación de la diabetes. Se puede ayudar a la afección y se pueden prevenir más complicaciones si se comprende ampliamente qué causa la neuropatía y si se busca tratamiento tan pronto como los síntomas apenas empiecen a notarse. Se ha documentado que las tasas de recuperación son exponencialmente mejores cuando los pacientes reciben tratamiento desde el principio.