Ensalada ligera, brillante y crujiente


 2020-02-28

Si tu familia es como la mía, comer una ensalada con cada comida (sí, incluso el desayuno) es muy importante. La ensalada es un buen comienzo en cualquier momento del día porque te ayuda a sentirte más lleno. Nos gusta combinar los carbohidratos con grasas y verduras saludables. Además, esta ensalada tiene las preciadas semillas de granada que tienen 3 veces la cantidad de antioxidantes en comparación con el vino tinto, el té verde, la mora azul y los arándanos rojos. Hemos notado que nuestro hijo, que tiene diabetes Tipo 1, tiende a procesar mejor los granos de esta manera. Hemos estado verdaderamente obsesionados con las granadas, son muy grandes y jugosas en esta época. Afortunadamente, puedo darle la fruta a mi esposo a quien parece gustarle todo el trabajo de abrirla, aunque esta técnica es bastante buena. Esta ensalada también tiene clementinas, que te garantizo que alegrarán tu mañana.

 

Preparación

  1. Rebanar las manzanas en medias lunas de 0,5 cm de grosor (es más fácil cortarlas en cuartos y luego cortarlas en trozos).
  2. Pelar las clementinas y dejar el albedo, que es la parte blanca (es menos amarga que la de una toronja) o si quieres dedicarle mucho tiempo a tu preparación, puedes quitarla (soy demasiado floja para hacer eso).
  3. Mezclar el aderezo para la ensalada: Exprimir todo el limón, agregarle 1/4 de taza de aceite de oliva o de aguacate, mezclarlo y agregarle sal y pimienta al gusto.
  4. Primero colocar las manzanas de la ensaladera y verter aproximadamente 1/4 del aderezo para cubrirlas.
  5. Agregar la rúcula limpia y mezclar con las manzanas.
  6. Agregar 3/4 de las semillas de granada y mezclar un poco más (reservar 1/4 de las semillas para poner sobre la ensalada cuando esté emplatada.)

En casa, le ponemos poco aderezo, pero no dudes en poner el resto en la ensalada.

Nota: A veces hago más ensalada para empacar para el almuerzo. Esto funciona muy bien en un tarro de vidrio con tapa. Cubrir las manzanas con aderezo y colocarlas primero en el tarro de vidrio, poner la rúcula y presionar, colocar las rodajas de clementina, agregar un poco más de rúcula encima (esto evita que las frutas derramen su jugo una sobre otra), agregar el queso parmesano si quieres usar lácteos, luego colocar una capa de semillas de granada encima de la rúcula, otra pequeña capa de rúcula y cubrir con más semillas, luego poner la tapa. Cuando la desempaques en un plato para el almuerzo, las manzanas estarán bien cubiertas con aderezo y eso evitará que se oxiden, y de nuevo, si quieres más aderezo, solo pon un poco más en el tarro de vidrio junto con las manzanas.

Información nutricional por porción

Calorías: 147 kcal
Carbohidratos: 19,5 g
Proteínas: 7,9 g
Grasas: 5,2 g
Fibra: 2,7 g
Sodio: 263,5 mg

 

 

Ingredientes para 6 porciones

  • 3 manzanas verdes
  • 4 clementinas
  • 1 taza de semillas de granada (frescas, las que vienen empaquetadas son asquerosas)
  • 2 tazas de rúcula (arúgula)
  • 100 gramos de queso parmesano, recién rallado (opcional)
  • aceite de oliva
  • jugo de limón (fresco por favor)
  • sal y pimienta

 

ESCRITO POR Sara Jensen, PUBLICADO 02/28/20, UPDATED 11/07/22

El hijo de Sara, Henry, fue diagnosticado con diabetes Tipo 1 a la edad de 5 años en el 2013. Sara es la Directora Creativa de Genevieve Gorder y Beyond Type 1. Ha trabajado para Kramer Design Group en Nueva York y ha trabajado con una amplia gama de clientes en todo el mundo por los últimos 15 años. Le apasiona el tema de las adopciones, la diabetes Tipo 1, la buena comida y el humor. Ella vive en una pequeña isla en medio de un gran océano.