Todo lo que Debes Conocer sobre Glucagon

12/20/18
FacebookTwitter
 

Nota del Editor: Este contenido ha sido verificado por Marina Basina, MD, miembro activo  en varias juntas y consejos médicos y organizaciones comunitarias de diabetes. Además, ella es miembro del Consejo Científico de Beyond Type 1.


¿Qué es glucagon?

Además de ser una hormona que se produce de forma natural en nuestro cuerpo,  glucagón es una hormona usada en situaciones de emergencia cuando una persona con diabetes está experimentando hipoglucemia (niveles bajos de glucosa en sangre) y no puede ingerir azúcar oralmente. Se presenta en forma de polvo y debe añadirse a una solución para administrarla. Una vez inyectada, eleva los niveles de glucosa en sangre enviando una señal a los músculos e hígado (done se almacena glucosa en tu cuerpo). El efecto de glucagon es contrario al efecto de la insulina, elevando los niveles de glucosa en lugar de bajarlos.

Una pequeña nota sobre hipoglucemia

La hipoglucemia – niveles bajos de glucosa- pueden ser resultado de demasiada insulina o de no alimentarnos después de utilizar insuina, de días de enfermedad (vómito excesivo o diarrea) y también del ejercicio. Los síntomas de hipoglucemia incluyen, ansiedad, visión borrosa, sudor frío, confusión, piel pálida, dificultad para concentrarse, letargo, hambre excesiva, ritmo cardiaco aclereado, dolor de cabeza, náusea, nerviosismo, pesadillas, sueño no reparador, temblor, dificultad para articular, cansancio y debilidad inusual. Aprende más sobre hipoglucemia aquí.

De no tratarse la hipoglucemia, puede resultar en pérdida de la conciencia e incluso la muerte. Glucagon es un tratamiento para la hipoglucemia severa.

¿Cuál es la diferencia entre glucagon e insulina?

En personas cuyo páncreas funciona a la perfección, la insulina y el glucagon trabajan para mantener los niveles de glucosa estables. La insulina reduce los niveles de glucosa mientras que su compañero, glucagon, libera las reservas de glucosa almacenadas en el hígado para elevar los niveles de glucosa en sangre.

¿Cuándo usa glucagon?

¡En casos de emergencia! En los casos de hipoglucemia severa (bajo nivel de azúcar en la sangre), el glucagón permite al cuerpo liberar azúcar en el torrente sanguíneo, por lo que los niveles de glucosa en sangre se elevan a un rango seguro.

Si te encuentras consciente pero no puedes ingerir azúcar oralmente, puedes administrarte glucagon. Si estás inconsciente requerirás de ayuda de terceros que inyecten el glucagon via intramuscular.  Puede administrarse glucagon de forma intravenosa en entornos hosìtalarios. Contacta a los servicios de emergencia si tienes necesidad de utilizar glucagon en una emergencia.

En el tratamiento 

En casos de hipoglucemia (niveles bajos de glucosa en sangre), glucagon permite que el cuerpo libere glucosa en el torrente sanguíneo para que los niveles se eleven a un rango seguro. Consulta con tu médico si sería útil emplear glucagon  o si tienes historial de hipoglucemia o problemas tiroideos.

¿Cómo almacenar Glucagon?

Cuando no se encuentre en uso (por ejemplo en polvo), el kit de glucagon debe almacenarse a temperatura ambiente. No debe congelarse o refrigerarse y deberá mantenerse lejos de la luz del sol. Si se utilizan mini dosis, podrá almacenarse la mezcla en el refrigerador hasta por 24 horas.

 

 

Cómo administrar Glucagon:

  1. Verifica la fecha de caducidad de Glucagon. No utilices Glucagon caducado.
  2. Asegúrate de que tus manos estén limpias.
  3. Abre el Glucagón. Encontrarás una jeringa grande llena de líquido, así como una pequeña botella que contiene un polvo o una tableta. También habrá una página con instrucciones.
  4. Retira la tapa de la aguja de la jeringa.
  5. Vacía la jeringa en la botella con la tableta/el polvo. Debe comenzar a disolverse.
  6. Saca la jeringa y colócala a un lado, pero manténla estéril.
  7. Agita suavemente el vial que contiene el líquido y el polvo hasta que se disuelva.
  8. Utilizando la misma jeringa, inserta la aguja en el vial y extrae el líquido glucagón mixto. Las pautas generales son usar la mitad de una jeringa para niños de 44 libras (19 kilos) o menos y una jeringa completa para los que pesan más de 44 libras.
  9. Selecciona el área para inyectar glucagón y limpia la superficie de la piel. Debes escoger un área carnosa grande como los muslos o nalgas, aunque un brazo o el estómago trabaja también. Una vez que haya identificado el área, limpie con un hisopo de alcohol.
  10. Inserta la aguja de la jeringa en la piel en un ángulo de 90 grados. Una vez que la jeringa esté dentro, inyecta el glucagón líquido. Lo mejor es hacer esto tan rápido como sea posible, especialmente si la persona con diabetes está teniendo convulsiones y se está moviendo. Trata de mantener a la persona lo más firme posible mientras estés inyectando el glucagón.
  11. Una vez que se haya vaciado todo el líquido, retira y desecha con seguridad la jeringa usada. Si has dejado el líquido en el frasco porque sólo usaste la mitad de una dosis, este líquido mezclado se puede almacenar en el refrigerador por hasta 24 horas, pero no más tiempo.
  12. Llama al servicios de emergencia inmediatamente. Gire a la persona con diabetes de lado, (el glucagón puede provocar el vómito). Continúa vigilando mientras espera que llegue la ayuda. El glucagón, aunque de acción rápida, tomará unos minutos (alrededor de 10-15) para tener efecto.
  13. Tendrás que seguir vigilando de cerca los niveles de azúcar en la sangre a lo largo del día después de esto, ya que el uso de glucagón aumentará sustancialmente el nivel de azúcar en la sangre, pero generalmente tendrá un efecto posterior al bajar de nuevo. También existe un mayor riesgo de sufrir otra hipoglucemia severa  durante 24 horas después del uso del glucagón. Debido a que el glucagón agota el exceso de almacenamiento de glucosa en su sistema, algunos médicos recomiendan el mantener los niveles de glucosa un poco más alto durante unos días después del uso de glucagón para ayudar a restaurar los azúcares de emergencia.
  14. Después de que todo regrese a la normalidad y los niveles de glucosa hayan regresado a un rango seguro, no olvides reponer con un kit de Glucagon nuevo. El glucagón es un medicamento de EMERGENCIA para las personas con diabetes, está preparado.

Posibles efectos secundarios de Glucagon:

  • náusea
  • vómito
  • sarpullido
  • comezón

Consulta a tu médico inmediatamente en los siguientes casos:

  • dificultad respiratoria
  • pérdida de conciencia

Para mayor información sobre su fabricación y sobre el dispositivo visita Lilly 

El Futuro de Glucagon

Se encuentran en desarrollo las presentaciones inhalables de glucagon así como fórmulas líquidas que permanecerán estables hasta su fecha de caducidad.


TAGS: