Una Transformación de Diabetes Tipo 2 por el Sistema FreeStyle Libre de 14 Días


 

Esta entrevista ha sido resumida y editada para mayor claridad.

Allan Avendaño, de 43 años, es un maquillista del área de Los Ángeles. Debido a que ha trabajado con marcas como MAC Cosmetics, con varias celebridades y canales de televisión como TV Guide, E!, y Bravo, el trabajo de Allan se presenta en las industrias de la belleza y el entretenimiento. Nació en Quezon City, Filipinas, también vive con diabetes Tipo 2 y es usuario del sistema FreeStyle Libre de monitoreo continuo de glucosa (MCG) de 14 días. Antes de usar un MCG, la travesía de Allan con la diabetes Tipo 2 no era fácil. Lee nuestra entrevista con Allan a continuación sobre la manera en que el Freestyle Libre cambió su vida y transformó su diabetes Tipo 2.

BT2: Hola Allan, ¡gracias por tomarte el tiempo de hablar con nosotros! ¿Cuándo te diagnosticaron diabetes Tipo 2? ¿Experimentaste algún síntoma?

Me diagnosticaron diabetes Tipo 2 a los 16 años. Me hospitalizaron con neumonía y mi nivel de azúcar era de más de 600 (mg/dL). Mis médicos estaban preocupados y pensaron que tenía suerte de no haber caído en estado de coma, pero estaba funcionando bastante bien, lo que significa que probablemente estuve así por un tiempo y no tenía ningún síntoma. Siempre pensé que estaba un poco cansado, pero era bastante activo en el bachillerato, así que pensé que tal vez eso podría haber sido un síntoma. Siempre ha sido difícil para mí mantener mi peso, pero mi peso en el bachillerato era bastante estable porque era muy activo, así que realmente no sentía que tuviera ningún motivo para pensar que tenía diabetes así de temprano.

Estaba lidiando con la psoriasis y sabía que la diabetes era hereditaria en mi familia porque tanto mis padres como mis abuelos la tenían, pero no tenía idea de que me daría así de pronto. A medida que fui creciendo, hubo momentos en los que no la cuidé, porque era demasiado perezoso o estaba demasiado ocupado para medir mi nivel de azúcar en la sangre.

Antes de tu diagnóstico, ¿qué sabías sobre la diabetes Tipo 2 por las experiencias de tus padres y tus abuelos?

Sabía que mi papá y mi mamá se inyectaban insulina y era solo parte de la vida cotidiana. De hecho, no sabía demasiado sobre la enfermedad a menos que se mencionó que mamá y papá tenían que evitar el azúcar. Realmente nunca conocí a mis abuelos. Mi mamá y mi papá me tuvieron cuando tenían una edad avanzada. Mi mamá tenía 43 años cuando me tuvo y mi papá tenía 53. Mis abuelos fallecieron antes de que yo naciera o poco después. Me dijeron que también tenían diabetes y tuvieron problemas con la enfermedad. Mi abuela paterna entró en coma diabético después de comer muchos mangos. Cuando era joven y comía lo que quería, mi madre insistía en que no comiera demasiada azúcar.

No creo que ella estuviera realmente preparada para saber que yo también la tendría a esa edad, pero siempre trató de enseñarme a comer menos. Realmente trató de ayudarme a mantenerme alejado del azúcar, o no comer demasiados carbohidratos. Creo que tal vez era solo porque sabía que con el tiempo podría tener problemas con eso, pero como dije, no estábamos preparados. Realmente no le tenía miedo a la diabetes Tipo 2 ni nada por el estilo. Simplemente sabía que era su vida y, debido a mi psoriasis, he pasado por muchos tratamientos diferentes. No le tengo miedo a las agujas, porque mis padres se inyectaban insulina. Pensaba que habría una posibilidad de que no me diera, pero si me daba, diría, “Ah no importa, puedo resolverlo”, porque en ese entonces, mi padre todavía estaba vivo y mi mamá parecía estar bastante sana, incluso con diabetes, por eso no le tenía demasiado miedo.

¿Cómo supiste del FreeStyle Libre? 

A través del médico de mi mamá, que la ha estado ayudando con la diálisis y también es mi endocrinólogo. Ella hizo un excelente trabajo ayudando a mi mamá y la ayudó a evitar la diálisis el mayor tiempo posible hasta que fue necesario.

¿Qué te gusta de llevar un MCG?

Las mediciones con pinchazos en el dedo pueden ser muy difíciles y un gran inconveniente, extraer sangre puede ser bastante traumático. Cuando estoy con familiares y amigos cercanos, no es gran cosa, pero ¿en el trabajo? Tener que irme de donde sea que esté para buscar un lugar privado y medir mi nivel de azúcar en la sangre no es posible la mayor parte del tiempo en el set. Sé que la gente está consciente y que a algunos no les importa [que tenga diabetes], pero la gente no quiere verlo. Se vuelve un poco embarazoso porque simplemente no quieres que alguien se sienta incómodo a tu alrededor.

Antes de comenzar con el FreeStyle Libre, ¿con qué frecuencia te pinchabas los dedos y, debido a que te pinchabas los dedos con tanta frecuencia como lo hacías, eso tenía un impacto en tu interés por cuidar de tu diabetes?

Dejé de pincharme los dedos. Me di por vencido y me estaba inyectando insulina a ciegas. Mi rutina consistía en inyectarme mucha insulina si comía mucho ese día. Mi cuerpo es resistente a la insulina y me inyectaba, digamos 60 unidades de insulina. Pero no fue hasta que comencé a usar el FreeStyle Libre que vi que mi glucosa todavía estaba entre 200 y 300. Luego, había ocasiones en las que me inyectaba, pero no comía tanto como había planeado y comenzaba a sentirme tembloroso y comenzaba a comer demasiados dulces, pero no me administraba insulina después.

Me sentía mal todo el tiempo, pero el FreeStyle Libre me ayudó a romper con el patrón. Comencé a cuidar lo que como y pude ver de inmediato lo que afecta mi nivel de azúcar en la sangre. En este momento, básicamente no como arroz, ni papas fritas, ni carbohidratos, en general, a menos que sea en pequeñas cantidades. Ya no puedo comer una hamburguesa completa con ambas partes del pan.

¿Cómo ha impactado la diabetes Tipo 2 en tu trabajo como maquillista?

He lidiado con la psoriasis toda mi vida y ha sido muy grave en mis manos, así que superar esa inseguridad fue bastante difícil. Ya que crecí con psoriasis, en lo último que pensaba que me convertiría era en maquillista. Pincharme los dedos para medir mi nivel de azúcar en la sangre se sumaba a esas inseguridades.

Una actriz me preguntó una vez sobre los callos de mis dedos mientras le aplicaba el maquillaje. Con respecto a ese incidente, todavía soy amigo de esa actriz y no lo tomé de ninguna manera extraña. Si alguien me pasara un dedo meñique calloso por la cara, haría una pregunta similar. Ella no sabía que yo tenía diabetes, así que le dije que ahí es donde me pincho los dedos para manejar mi diabetes.

Fue entonces cuando comencé a pensar demasiado en la situación, preguntándome si ella pensaba que la había manchado de sangre. Estoy seguro de que no lo pensó. Es solo una de esas cosas que se suman al impacto traumatizante de los pinchazos en los dedos, especialmente cuando los usas mucho para trabajar. No puedo pincharme el estómago. Después de recibir el FreeStyle Libre, el cambio fue increíble. Tengo la confianza de que me estoy cuidando sin esos momentos embarazosos.

¿Tu familia o tus colegas te hacen preguntas cuando ven el FreeStyle Libre en tu brazo?

Mi esposo es increíble porque me ha ayudado mucho desde que lo recibí. Le gusta ver cómo están mis cifras, solo para asegurarse de que estoy en el camino correcto y esas cosas. Es muy, muy gracioso, porque cuando la gente me ve hacerlo, me dicen: ‘¿Qué estás haciendo?’. Creen que me rasco la axila con mi teléfono. Yo les digo, ‘Oh, estoy midiendo mi nivel de azúcar en la sangre’, y ellos dicen, ‘Oh, eso es genial’ Es súper divertido porque tienen curiosidad.

Estuve con [la actriz] Joey [King] recientemente y ella nunca me había visto hacerlo, supongo que lo hago al azar, y ella sabe que tengo diabetes, pero en realidad nunca me ha hecho muchas preguntas al respecto. La conozco desde hace 10 años, así que fue muy divertido porque ella estaba en la silla de maquillaje y me di la vuelta, y me agarró del brazo y me preguntó con cariño si tenía tiña. Cuando le dije que no y le conté lo que hace mi FreeStyle Libre, ella dijo: ‘Eso es genial, eres como un robot’. Fue muy gracioso. Somos tan bromistas el uno con el otro que definitivamente no fue ofensivo ni nada así.

Parte de la razón por la que se recomiendan los MCG como el FreeStyle Libre es para ayudar a las personas con diabetes Tipo 2 a alcanzar sus objetivos de A1c sin experimentar hipoglucemia (bajo nivel de azúcar en la sangre). ¿Te ayudó a aprender más sobre los niveles bajos de azúcar en la sangre y cómo identificarlos?

Sin lugar a duda. Cuando comencé a usar este dispositivo, comencé a tomarlo en serio. Tenía todas las herramientas que necesitaba para intentar mantener muy buenos niveles de glucosa, incluyendo la insulina. Me inyectaba demasiada insulina y todavía lo hago a veces por accidente. A veces siento que mi cuerpo es más resistente que otras veces, así que me inyecto insulina y no como mucho, por lo que mi glucosa se mantiene bastante uniforme, pero no baja totalmente. Luego, hay momentos en los que hago exactamente lo mismo o no me inyecto mucha insulina y siento que mi nivel de azúcar en la sangre baja. Recientemente, comí una ensalada y luego fui a hacer mandados y cuando regresé de la tienda y pensé, “Oh Dios, estoy empezando a sentirlo, estoy empezando a sentirlo”. Luego medí mi nivel de azúcar en la sangre y, efectivamente, estaba bajando a 50 mg/dL.

Si no tuviera este dispositivo, no me habría medido el azúcar en la sangre y las cosas habrían empeorado. A veces ni siquiera siento venir el nivel bajo de azúcar en la sangre. El FreeStyle Libre me ha ayudado por completo a manejarlo porque entiendo que un nivel bajo de azúcar en la sangre puede ser muy peligroso.

¿De qué otra manera ha mejorado el FreeStyle Libre tu salud en general?

Ya no hago ejercicio con mucha frecuencia. Tengo artritis, así que ha sido un poco difícil estar activo. Ni siquiera puedo ir a trotar porque me empieza a doler la pierna, así que la forma en que me las arreglo es saliendo a caminar. Además, mi relación con la comida es muy diferente. He aprendido muchas cosas usando este dispositivo. Lo que eleva mi nivel de azúcar en la sangre, aunque nunca pensé que lo haría, incluso con frutas y otros tipos de carbohidratos. Me ayuda a saber qué carbohidratos puedo comer y el impacto que tienen en mis niveles de glucosa.

La forma en que me administro la insulina ahora es más eficaz. Por ejemplo, puedo decir ‘Está bien, me comí una ensalada y sé que el aderezo tenía azúcar’, pero aun así, no fue demasiada azúcar o no era suficiente azúcar para elevar mucho mi nivel de azúcar en la sangre, por lo que no necesito administrarme mucha insulina. Si lo mido de nuevo en una hora y todavía está alto, puedo corregirlo. Creo que antes, siempre tenía la impresión de que, si subía demasiado, moriría. Intentaba adelantarme y administrarme mucha insulina a la vez, y obviamente no funciona de esa manera. Tienes que ver si está subiendo mucho y luego arreglarlo.

¿Tienes algún consejo para las personas con diabetes Tipo 2 que están pensando en utilizar un MCG?

Bueno, lo primero que les diría es que literalmente puede salvarles la vida. Mi vida no sería la misma sin él. Probablemente no tendría la salud que tengo ahora. Ciertamente creo que mi vida y mis capacidades físicas comenzarían a descender en espiral si no vigilara mis niveles de azúcar, por lo que la gratificación y el aviso instantáneo de poder ver dónde están mis niveles de glucosa en la sangre de inmediato es una gran bendición. FreeStyle Libre hace que todo sea muy conveniente, rápido y nada invasivo.

 

 

This content mentions Abbott, an active partner of Beyond Type 1.
News coverage by the Beyond Type 1 team is operated independently from any content partnerships. Beyond Type 1 maintains full editorial control of all content published on our platforms.

ESCRITO POR T'ARA SMITH, MS, EDUCACIÓN NUTRICIONAL, PUBLICADO 09/07/20, UPDATED 09/07/20

T’ara fue diagnosticada con diabetes tipo 2 en julio de 2017 a la edad de 25 años. Desde su diagnóstico, centró sus estudios académicos y su carrera en la conciencia de la diabetes y en vivir una vida plena con ella. Está emocionada de haberse unido al equipo de Beyond Type 1 para continuar su trabajo. Dos años más tarde, T'ara descubrió que había sido diagnosticada erróneamente con el Tipo 2 y en realidad tiene LADA. Fuera de la oficina, a T’ara le gusta ir al cine, visitar parques con su perro, escuchar BTS y cocinar comidas saludables increíbles. T’ara tiene una maestría en Educación Nutricional de la American University.