3 Ejercicios Cardiovasculares que Pudieran Ser Más Divertidos que Trotar


 

Por alguna razón, a todos nos han hecho creer que el único ejercicio cardiovascular que realmente cuenta es “ir a trotar” (o hacer jogging). Ya sea en la caminadora, en la acera o en un sendero en el bosque, trotar no es realmente ideal ni apropiado para todos, ¡y existen otras opciones!

No te preocupes si odias trotar

Trotar no es para todos, y por una buena razón. Estas son algunas razones muy legítimas y justificadas por las que podrías temer trotar y correr:

  • Es un ejercicio de muy “alto impacto” para tus articulaciones. Si tienes algún tipo de dolor o rigidez en las articulaciones, trotar no solo es incómodo, sino que también podría ser perjudicial para tu movilidad a largo plazo. Si bien muchos estudios afirman que correr no causa artritis ni destruye las rodillas, sin duda puede exacerbar los problemas articulares existentes. Se está de acuerdo con que no es ideal para aquellos que tengan al menos 20 libras (9kg) de sobrepeso. El peso adicional que podrías tener (y estar esforzándote por perder) agrega una presión adicional a tus articulaciones que simplemente no están diseñadas para soportarla. Esto significa que tu primer objetivo sería perder peso con opciones de ejercicio de bajo impacto como caminar, nadar y otros de los que hablaremos en este artículo.
  • Puede resultar muy incómodo para ciertos tipos de cuerpo. Para las personas que llevan mucho peso en el pecho, trotar puede resultar extremadamente incómodo. Cuantos más sujetadores deportivos intentes ponerte, más sentirás que simplemente no puedes respirar. La forma y el tamaño de tu vientre, tus muslos, tu trasero y tus pantorrillas son aspectos de la forma de tu cuerpo que podrían significar que trotar no es cómodo para ti, ¡y eso es comprensible! No tienes que sufrir para hacer ejercicio cardiovascular.
  • Es muy aburrido. Especialmente si estás comenzando, y correr 1 milla es una lucha, no hay mucho acerca de la actividad de trotar que realmente te emocione y te entretenga. No es divertido. Si estás comenzando con el ejercicio cardiovascular, tendrás mucho más éxito si realmente lo disfrutas, ¡al menos un poco!

En cambio, prueba estos tipos de ejercicio cardiovascular

Montar un monopatín

No, no los del tipo eléctrico que se mueven por sí solos ¡sino del tipo de monopatín que accionas con la pierna! No solo son muy fáciles de usar, sino que también hacen que tu corazón lata mucho más de lo que piensas. ¡Y andar en monopatín es DIVERTIDO! Busca un estacionamiento vacío (después del horario de atención en una escuela o un negocio) o una acera en buen estado, ponte un casco y ¡muévete en tu monopatín durante 30 minutos! También es excelente para los músculos de las piernas: la pierna de apoyo trabaja los cuádriceps y los isquiotibiales, mientras que la pierna que patea trabaja los cuádriceps, los isquiotibiales y las pantorrillas. Cuando una pierna se cansa de estar de pie, simplemente cambias de pierna y trabajas con el otro lado. La mayoría de los monopatines normales tienen un límite de peso máximo de 220 libras (100 kg), pero hay varias opciones para pesos corporales de hasta 300 y 400 libras (140 – 180 kg). ¡Consulta el Marketplace de Facebook para ver si hay monopatines usados ​​para comprar una buena oferta! ¡Y ponte un casco!

Entrenamientos de baile (¡en casa!)

¡Deja a un lado el aburrido y tortuoso ejercicio de trotar, y cámbialo por un poco de baile! Incluso si no estás interesado en unirte a una clase de Zumba, en YouTube hay muchos entrenamientos cardiovasculares de baile GRATIS que puedes hacer cuando y donde quieras. Lo mejor de bailar es que el movimiento no es repetitivo en una posición refinada como trotar. En cambio, mueves todo tu cuerpo de varias maneras y probablemente mejoras tu estado de ánimo mientras lo haces. Si bien trotar puede dejar a muchos de nosotros frustrados con nuestro cuerpo, ¡bailar seguramente hará que la mayoría de nosotros se sienta más conectados y fortalecidos en cada hueso, músculo y curva! Estos son algunos entrenamientos de baile excelentes para principiantes:

Intervalos de Caminata en Colina

Si la caminata rápida normal es demasiado aburrida y tediosa, ¡prueba las “caminatas en colina”! Son sencillas y de bajo impacto, y puedes hacer un excelente ejercicio cardiovascular en solo 30 minutos. Simplemente elige una colina en tu vecindario (idealmente con una buena acera por seguridad) y colócate en la parte baja. Sube la colina caminando con fuerza, bájala, espera uno o dos minutos a que tu frecuencia cardíaca baje, ¡y repite! Dependiendo de tu ritmo y la altura de la colina, podrías hacer 6 rondas o 10 en un lapso de 30 minutos. La variedad de intensidad que se crea es excelente para perder peso porque el ritmo cardíaco que sube y baja en realidad quema más grasa mientras también pones a trabajar el corazón y los pulmones.

¡El ejercicio no tiene por qué ser complicado! ¡El ingrediente más importante en cualquier rutina de ejercicios exitosa es que la disfrutes y te sientas bien! Si bien es posible que te cueste trabajo convencerte a ti mismo de convertirlo en una prioridad durante el primer o segundo mes, es posible que con el tiempo sientas que tu cuerpo anhela un poco de ejercicio cardiovascular. Inevitablemente, mejorarás tu estado de ánimo y tu apreciación por lo que pueden hacer tus huesos y tus músculos mientras mejoras tu azúcar en la sangre y tu sensibilidad a la insulina. ¡Prueba estos nuevos tipos de ejercicio cardiovascular y pon tu corazón a latir!

ESCRITO POR Ginger Vieira, PUBLICADO 04/07/21, UPDATED 04/07/21

Ginger Vieira es una autora y escritora que vive con diabetes Tipo 1, enfermedad celíaca, fibromialgia e hipotiroidismo. Es autora de una variedad de libros, incluidos "When I Go Low" (Cuando tengo un nivel bajo) (para niños), "Pregnancy with Type 1 Diabetes" (El embarazo con diabetes Tipo 1) y "Dealing with Diabetes Burnout" (Lidiando con el síndrome de burnout por la diabetes). Ginger también ha escrito para Diabetes Mine, Healthline, T1D Exchange, Diabetes Strong y más. En su tiempo libre le gusta saltar la cuerda, andar en monopatín con sus hijas o caminar con su chico guapo y su perro.